Uncategorized

Electrobisturí | Funcionamiento, características y modos de uso

Según el ECRI (Emergency Care Research Institute), el uso del electrobisturí (también conocido como unidad de electrocirugía) está presente en aproximadamente el 80% de todos los procesos quirúrgicos. A pesar de haber sido introducido en el campo médico desde 1925, su uso aún se considera riesgoso si el usuario ignora los fundamentos para comprender su funcionamiento. Dado que el electrobisturí es controlado mediante fenómenos físicos principalmente eléctricos, en su terminología una gran cantidad de tecnicismos del argot ingenieril, entorpeciendo la comprensión intuitiva de su uso y capacidades para el personal médico. En este artículo te enseñaremos, a grosso modo, cómo funciona el electrobisturí, sus partes, y modos de operación.

Electrobisturí, ¿qué es y cómo funciona?

La unidad de electrocirugía, o electrobisturí, es un dispositivo médico que utiliza fenómenos eléctricos para producir calor; su objetivo es coagular, fulgurar, desecar o cortar tejidos, dependiendo de los parámetros establecidos. La producción de calor se logra a través del paso de una corriente eléctrica oscilatoria, concentrada en un área pequeña. Mientras más pequeño sea el espacio en el que fluye la corriente, mayor será la densidad de energía en este punto, lo que ocasiona temperaturas cada vez mayores.

La energía calorífica proviene de los electrones desplazándose de los átomos a razón de una diferencia de potencial eléctrica (es decir, su movimiento desde la zona de mayor electrones a menor electrones); este movimiento de partículas produce fotones que conllevan energía, la cual se transforma en energía calorífica.

Partes y circuito del electrobisturí

El electrobisturí consta, esencialmente, de las siguientes partes:

  • Indicadores de los modos de operación.
  • Selectores de potencia.
  • Electrodos.
  • Interruptor de pie.

El circuito, por otro lado, hace referencia al funcionamiento interno del equipo. El circuito se esquematiza en la siguiente imagen, obtenida del artículo “Electrocirugía” del Dr. Luis Valdivia-Blondet.

La energía necesaria para su funcionamiento es tomada de la red eléctrica, y es transformada en corriente continua por la fuente de alimentación interna. Este módulo se encarga de proveer energía a todos los demás. El módulo oscilador de radiofrecuencia crea la onda portadora, y el oscilador de coagulación la señal moduladora. Estas dos ondas son mezcladas en el modulador. Luego son ampliadas en el amplificador de potencia, para salir, según selección, por la toma monopolar hacia el lápiz de electrocirugía, o la toma bipolar, hacia la pinza coaguladora.

El circuito se cierra por la toma de neutro o antena para el monopolar y entre terminales de pinza para la bipolar. Según las normas, estos equipos deben avisar, con señales luminosa y acústica, la activación de los electrodos, con el fin de advertir a los operadores cercanos y evitar así accidentes. También deben disponer de un circuito de desconexión de emisión en caso de placa neutra desconectada, con el fin de evitar quemaduras. En el caso de electrodo tipo antena, el problema se invierte, ya que aquí el problema es que se rompa el aislante y se produzcan con ello quemaduras de contacto. Para aprender sobre normas de seguridad de la electrocirugía, checa nuestro artículo Procedimiento y medidas de seguridad de la electrocirugía.

Modos de operación del electrobisturí

Forma de onda

Antes de definir los modos de operación, debemos resaltar las características de cada tipo de onda que puede ser utilizada. En este caso, la onda se refiere a las variaciones de la corriente alterna. Los tipos de ondas vienen expresados, a grosso modo, en la siguiente figura:

Una vez definido lo anterior, echemos un vistazo a los distintos modos de operación.

Corte

En este modo, la frecuencia de corriente continua induce calor en forma de onda y explota las células del tejido inmediatamente delante de la hoja guiada. Para obtener técnicamente la condición de corte, se utilizará electrodos de contacto lo más delgados posible; se debe generar una onda senoidal de alta frecuencia, por encima de 350 kHz, llamada portadora, con una diferencia de potencial suficiente (alrededor de 1 000 V) para suministrar la energía que se necesita. A esta onda se le sigue llamando en los modernos equipos “onda totalmente filtrada”. Corta los tejidos en forma similar al bisturí, pero con menos sangrado. La corriente no-modulada produce muy poca coagulación.

 

Fulguración

Denominado también como “spray“, la fulguración por electrobisturí se refiere al uso de un electrodo de tratamiento único capaz de producir una chispa sin tocar el tejido. En este proceso el tejido es superficialmente carbonizado por arcos electroquirúrgicos repetidos y de alto voltaje, que elevan rápidamente la temperatura hasta alcanzar o superar los 200 º C. Para lograr esto, el electrodo debe encontrarse a unos milímetros por encima, para que la descarga atraviese dicha solución de continuidad.

 

Desecación

La desecación por electrobisturí es la destrucción superficial de tejidos, por deshidratación. Es esencialmente lo mismo que la fulguración, excepto que el electrodo de tratamiento está en contacto con el tejido y no produce chispas. La punta del electrodo se mueve suavemente a través de la superficie de la lesión tratada o se inserta en las lesiones queratósicas gruesas para permitir una penetración más profunda de la corriente. El tejido tratado se encoge y puede retirarse con una gasa o una cureta. La hemostasia (detención del sangrado) se logra colocando la punta de tratamiento directamente sobre el vaso sangrante o tocando con la punta del electrodo de tratamiento una pinza que toma el vaso.

 

Coagulación

La coagulación por el electrobisturí produce la desnaturalización de las proteínas y usa método biterminal. En la electrocoagulación la corriente es de un voltaje bajo y de alto amperaje. Debido a esto, produce más calor que la desecación, con mayor efecto destructivo, por lo que es más penetrante. La onda se modula con una semionda parcial senoidal que se llama onda parcialmente rectificada. El tejido coagulado parece ‘cocinado’ más que chamuscado, de ahí que también se le denomina coagulación ‘blanca’. Este método electroquirúrgico usa una corriente monopolar o bipolar con modulación moderada. Se utiliza, para dispersar la energía, electrodos de gran superficie de contacto (bolas y cilindros) y se maniobrará con ligeros toques sobre los tejidos.

 

Tipos de corte

La función de corte incluye, en general, dos tipos: corte puro y mezcla. El corte mezcla consiste en la unión de ondas moduladas y no-moduladas que proveen tanto corte como coagulación al mismo tiempo, con lo que se consigue hemostasia. Esto es denominado actualmente como corte combinado/corte con coagulación.

 

Los modos de operación del electrobisturí se resumen en la siguiente imagen:

Notas sobre la electrocirugía monopolar

La diferencia fundamental entre los modos monopolar y bipolar es el uso de un electrodo de retorno en el primer modo; este electrodo conduce la corriente eléctrica hacia la unidad de electrocirugía, y yace sobre el paciente. En el tipo bipolar, por otra parte, los electrodos se hallan en la misma punto del lápiz, por lo cual se considera de mayor seguridad.

Las siguientes imágenes ilustran los tipos de electrocirugía monopolar y bipolar.

Accesorios indispensables

Tipos de electrodos

Los electrodos son elementos imprescindibles para un electrobisturí. La corriente que fluye expresa su contenido energético en los electrodos del lápiz del electrobisturí. Por ello existen distintos tipos de electrodos, cada uno con diferentes objetivos dependientes de su forma y la onda aplicada.

 

Electrodos monopolares

Los electrodos monopolares tienen una sola “hoja”, que es donde se concentra el calor del que hace uso el electrobisturí.

Estos electrodos pueden ser de varios tipos: en forma de cuchillo, de pelota, de aguja, de bucle, entre otros. Su forma es dependiente de la operación a efectuar y el tipo de onda utilizada. Generalmente, el tipo de forma fina y el material inoxidable que tiene baja conductibilidad térmica, son adecuados para cortadura por densidad de corriente, mientras que el tipo de forma de pelota y el material de aluminio que tiene alta conductibilidad térmica, son adecuados para coagulación.

Bipolares

Este electrodo, como se había mencionado antes, posee la forma de una pinza;l a corriente fluye a través de ambas terminales, y el calor aprovechado se encuentra entre estas.  Sus formas pueden variar según su uso: largo, de ángulo recto, de terminal fino, entre otros.

Otros tipos de electrodos

Electrodo especial

De este tipo podemos encontrar dos tipos:

El electrodo de coagulación de spray, que se coagula indirectamente a la superficie del organismo.

El electrodo coagulación de haz de luz de argón, que aplica gas de argón desde su terminal.

Electrodo inactivo de plato (de retorno)

Es el electrodo antes señalado, también conocido como electrodo de retorno, para el modo monopolar. Yace sobre el cuerpo del paciente, y recibe la corriente de alta frecuencia sin peligro. Debe ser un electrodo grande y bien pegado al cuerpo cuerpo. Es necesario tener cuidado para que el electrodo se adhiera con homogeneidad en el cuerpo.

Interruptor de pie

Hay equipos que se encienden y se apagan con un interruptor de pie; también se suelen copntrolar los modos del electrobisturí mediante este mecanismo. Actualmente el interruptor de pie suele tener dos interruptores: el izquierdo  para cortadura y el derecho para coagulación.

Electrobisturí en el mercado

En la actualidad, el electrobisturí cuenta con una rica variedad de versiones para todo tipo de intervenciones quirúrgicas. Un ejemplo de equipos de electrocirugía de alta tecnología son los que ofrece la linea Alsa. Sus electrobisturíes cuentan con todos los modos de operación, a diferentes frecuencias y salidas. Además de contar con alta accesibilidad mediante facilidades como la panta tocuh del Excell NHP/T, y módulos de relevancia médica como el gas argón incorporado.

Electrobisturí Excell NHP/TA

Electrobisturí Excell NHP/TA

 

Síguenos en FacebookFacebook CEMSA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *